#4deAbril: Oportunidad para compartir afecto y esperanza

#4deAbril: Oportunidad para compartir afecto y esperanza

Dicen que el arte es bálsamo y refugio. Con él alivias las penas, alimentas el alma, conectas con el mundo y desconectas, también… tiene un efecto curativo. Por eso estos muchachos, aprendices de la medicina cubana, auscultan bien y no se equivocan en su orientación médica: recetan arte en tiempos de coronavirus y quieren que el siguiente video se vuelva “viral” este 4 de abril.

Visite aquí el perfil de la FEU de la Universidad de Ciencias Médicas para ver el video

Liván.
Pablo.

Livan, Carema, Pablo, Lorien, Claudia… un grupo de estudiantes y profesores de la Universidad de Ciencias Médicas (UCM) de Matanzas enviaron un mensaje virtual de afecto y esperanza a toda Cuba mediante la música, el teatro y la poesía para dar fuerzas en la lucha contra la enfermedad Covid-19.

Abraham Díaz González.

Abraham Díaz González, presidente de la Federación Estudiantil Universitaria en la UCM, cuenta que los artistas aficionados después de hacer las pesquisas activas en su barrio grabaron su actuación desde sus hogares como la mejor forma de recordar el 59 aniversario de la creación de la Organización de Pioneros José Martí y el 58 de la Unión de Jóvenes Comunistas.

Carema Sarabia Águila .

““¿Qué mejor lugar que las redes sociales para transmitir nuestro talento? Desde ahí llega a muchas personas, incluyendo a nuestros amigos, todos podremos verlo en la calle, nuestras casas o centros de trabajo. Estamos muy entusiasmados””, comenta Carema Sarabia Águila, estudiante de segundo año de Medicina.

Los versos de poetas, melodiosas voces, los acordes de las guitarras, la alegría de los Payasos Terapéuticos, los consejos de una “abuelita de 120 años”… levantan el ánimo de muchos en el momento justo, en medio de una pandemia que desvela a miles de personas en Cuba y el mundo, que las mantiene preocupadas y temerosas por los suyos.

Claudia Arteaga.

““Queremos que llegue a cada rincón del país la felicidad de esta fecha, que nos hace sentir muy orgullosos, porque representa el momento en que pioneros y jóvenes fueron unidos bajo un mismo ideal de patriotismo y humanismo, principios que seguimos defendiendo hoy””, dice con gran certeza Claudia Arteaga, de tercer año de Medicina, quien asegura que “contra esa raíz bien plantada no puede ni el mismísimo Covid-19”.

Ella es una trovadora que sueña con ser doctora, aprovecha su amor por la música para transmitir optimismo a través de su voz y las cuerdas de su guitarra. Decidió cantar “Color esperanza” porque convida a mantenerse fuertes ante la difícil situación del país.

““El tema va dirigido a los estudiantes de Medicina como un canto de aliento para continuar apoyando la importante tarea que se nos ha encomendado: poner nuestros conocimientos y energía en función de acercarnos más al pueblo mediante las pesquisas, llamar de puerta en puerta y preocuparnos por la salud de las personas. Creo que la hemos asumido con mucha responsabilidad”, reflexiona.”

No hace falta conocerla frente a frente, basta con conversar por teléfono con Carema, para saber que es muy activa. Confirma que a las dos de la mañana del jueves concluyó la filmación de su “puesta en escena” al interpretar a la ancianita que no entiende por qué debe llevar todo el tiempo un nasobuco en el rostro.

““Adelaida es un personaje que interpreté en el más reciente Festival de Estudiantes Aficionados de la UCM y decidí continuar trabajando con él””. Los adultos mayores son muy vulnerables y merecen la compañía y atención esmerada de sus hijos y nietos, por eso la centenaria señora dedica unos minutos a explicar a los más jóvenes la importancia de cuidar a ese grupo etario.

Rogelio Eduardo Pérez Iglesias.

Rogelio Eduardo Pérez Iglesias, estudiante de cuarto año de Estomatología, explotó esta vez su faceta de productor y editor. Él soltó por un rato los libros de su especialidad y fue el encargado de unir todos los mensajes de sus amigos en un video de 9 minutos de duración y de paso aprovechó para darle su propio “toque juvenil”.

En el audiovisual no faltan los aplausos a los profesionales de la salud que también son sus profesores en los diferentes años de la carrera y hoy arriesgan sus vidas en centros de aislamiento para detener la propagación de la Covid-19 y curar a los enfermos, un gesto verdaderamente humano.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *