Mayor espacio = ¿Mayor productividad?

Al cierre del 2019 recaudamos más de 11 millones de pesos por concepto de ventas.
Foto de Internet.

“Lograr producciones con mejor calidad y variedad en el surtido constituye el reto para nuestra unidad en el año 2020”, refiere Rosbel Camejo Esquijarosa, sub administrador del reciente inaugurado centro de elaboración cárnico de La Plaza, único de su tipo en el municipio de Matanzas.

Explica el directivo: “Antes radicábamos en Allende donde el espacio era bien reducido y las producciones se atiborraban o se paralizaban en determinados momentos, aun así, al cierre del 2019 recaudamos más de 11 millones de pesos por concepto de ventas. Al mudarnos hacia acá, hemos ganado en organización, los procesos fluyen con organización y contamos con disímiles áreas para ubicar covenientemente cada actividad.

“En la entrada se recepciona la materia prima y se distribuye a los almacenes y neveras, luego le siguen las zona de deshuese, embutido, en fin todas las habitaciones están separadas entre sí. Esto garantiza mayor inocuidad de los alimentos en el proceso y que cada trabajador adopte las normas higiénicas que requiere su especialidad. Por demás, ya contratamos un tecnólogo y un especialista en control de la calidad.”

De positivo remarca el directivo la adquisición de tres hornos que cada uno duplica la capacidad antigua de Allende. “Son muchas las mejoras, pudiera citarte el comedor, las cuatro neveras, el agua potable estable fundamental para las jornadas laborales que en ocasiones se extienden hasta altas horas de la noche.

“Estamos en condiciones de sobrecumplir planes, en nuestro almacén hoy está la materia prima química necesaria y el abasto de carne es continuo. De aquí salen jamones, tocino, beicon, ahumados, masas cárnicas y de croquetas que se venden en Comercio, Gastronomía, restaurantes, mercados ideales y casillas especializadas. Además pretendemos innovar en la confección de salchichas si encontramos el envoltorio y el procesamiento de pollo.

Sin embargo, todavía quedan pendientes para la dirección del establecimiento el análisis del salario de los trabajadores, los uniformes, botas e implementos indispensables para su labor como cuchillos, guantillas y chagara.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *